Tú eres el visitante N°

sábado, 30 de abril de 2011

“COMO CONTROLAR LAS EMOCIONES”

                                                         


La Biblia menciona en muchas ocasiones la palabra “dominio” o “dominarse”:

Proverbios 16:32 “Más vale ser paciente que valiente, más vale dominarse así mismo que conquistar ciudades”
Proverbios 25:28 “Como ciudad sin defensa y sin murallas es quien no sabe dominarse”
Gálatas 5:22  “En cambio el fruto del Espíritu es amor, alegría, paz, paciencia amabilidad, bondad, fidelidad, humildad y dominio propio”

Estos son frutos que cada cristiano debería alcanzar, muchos los tienen otros no, ya que muchos de ellos (frutos del Espíritu Santo E.S) son entorpecidos por nuestras emociones.
Recuerda que tu fe está basada en hechos (en la palabra de Dios), no en sentimientos. “Emociones”

Pero también cuando pases algún trastorno emocional, asegúrate de que recibas los recursos de Dios que te permitan conservar la estabilidad y calma interior que necesitas, nútrete de la palabra de Dios y de todas sus promesas.

El dominio propio es la capacidad que nos permite controlar a nosotros mismos, nuestras emociones y no que estas nos controlen a nosotros, sacándonos la posibilidad de elegir lo que queremos sentir en cada momento de nuestra vida. Nosotros somos los actores o hacedores de nuestra vida ya que de las pequeñas y grandes elecciones depende nuestra existencia; tenemos la importante posibilidad de hacer feliz o no nuestra vida, a pesar de los acontecimientos externos.    
    
Todas las sensaciones llegan precedidas por un pensamiento y sin la función del cerebro no se pueden experimentar sensaciones. Si se controlan los pensamientos, las sensaciones y sentimientos, entonces ya se es capaz de tener un dominio propio o autocontrol.
Las ocasiones en las que surgen las emociones son frecuentes y comunes en todas las personas. El mero hecho de conducir parece incitar la ira contra los demás conductores, así como los embotellamientos, los juegos competitivos, los impuestos, la falta de puntualidad o el haber cometido un error o un olvido. En cualquier caso, la pérdida del dominio propio no sólo resulta molesta e inútil para aportar soluciones, sino que incluso nos impide disfrutar del momento y de la situación y es aquí cuando nuestras emociones dominan nuestros actos.
Suele considerarse algo normal y un signo de carácter y hasta de entusiasmo, pero la realidad es que la pérdida del dominio propio llevado a su extremo tiene efectos dañinos sobre lo físico y lo psicológico. Por otro lado interfiere en las relaciones personales por ser un obstáculo a la comunicación  y favorecer la culpabilidad y la depresión, otra vez nuestras emociones juegan un rol importante en nuestra vida.
No se pueden evitar las emociones; sentirse desilusionado por la frustración de lo que sucede, ni dejar de sentir rabia o enfado, pero sí se puede evitar que el sentimiento de la ira nos domine y afecte a nuestra vida. Resulta paradójico que la clave para superar este sentimiento, originado por nuestro deseo de controlar a los demás, es precisamente no dejarnos dominar por ellos ni por los sentimientos que nos inspiran. Y para esto, no hay como tener una buena opinión de uno mismo al saber que somos capaces de dominar nuestras emociones para que no nos afecte nuestro diario vivir.

Por eso es importante además que las mujeres entendamos los cambios hormonales que tienen lugar durante el ciclo menstrual y el efecto que esto tiene en ellas física, emocional y también espiritualmente. El desequilibrio químico también causa problemas sobre las emociones, por ejemplo la falta de azúcar  o el exceso de insulina en el tratamiento de la diabetes.

Veamos las diversas emociones experimentadas por la primera mujer de la Biblia:

A- Génesis 3:7-10
La vergüenza es esa emoción que nos hace sentir calor aunque nieve. Esa emoción es la que nos hace sonreír aunque nos estemos muriendo por dentro. Esa emoción que nos hace desear desaparecer, esfumarnos… que nos hace desear que nos trague la tierra literalmente.
Suele aparecer en situaciones en las que se pone de manifiesto nuestra falta de competencia, nuestras falencias, nuestros defectos más inconfesables, aunque también visita a muchas personas con frecuencia por el simple hecho de ser el centro de atención en un momento determinado.
Al pecar, Eva tuvo vergüenza, emoción que la llevó a esconderse de la presencia de Dios, también dice la Biblia que tuvieron “miedo”, emoción que  en  fase extrema puede llegar a bloquearnos, combinándose con cuadros de ansiedad, estrés, fobias, paranoias… etc..

¿Qué pasa con nuestras emociones cuando pecamos? Por ejemplo cuando mentimos, ¿qué sucede en nuestra mente?, ¿Sentimos culpa? ¿Sentimos arrepentimiento? ¿Nos comienza a doler partes de nuestro cuerpo? O simplemente, ¿estamos tan acostumbrados a hacerlo que nuestra mente se cauteriza por completo no sintiendo absolutamente nada?
El comienzo del pecado fue con una mentira del engañador que indujo a dudar de la palabra de Dios, de su benevolencia y de su fidelidad.
Pero ¿qué causa al recibir la mentira? Cuando se recibe una mentira y ésta es descubierta también causa estragos en nuestras emociones: desilusión, tristeza, rabia, y en nuestro cuerpo pueden causar dolor en el pecho por la desilusión, dolor de estómago, insomnio e intranquilidad; el tema es; ¿cómo controlamos nuestras emociones a tal punto de que lo que sucede a nuestro alrededor no nos afecte hasta  imposibilitarnos…?

También puedes echar un vistazo a los siguientes versículos y ver que emociones  sintieron cada uno de los personajes  que aquí se mencionan, puedes aplicarlos a tu vida y ver si estás teniendo la misma emoción:

*Génesis 21:9-16
*Rut: 1.16, 17 -  4:14,15 “Rut demostró el mismo amor incondicional que Dios tiene por nosotros, cuando renunció a su propia vida por su suegra”.

*1 Samuel 1:5, 7,10  “Ana sentía angustia, tristeza, incluso un poco de depresión, por su esterilidad, pero ella así en ese estado, oro al Señor”

*Juan 11:31, 32, 33 “Aquí vemos la emoción de María y de Jesús, María con una profunda tristeza por la muerte de su hermano, y Jesús al verla así se conmovió profundamente”

¿Y qué emoción sintió Jesús cuando lloró frente a la tumba de su amigo Lázaro?
¿Y las emociones de Judas al entregar a Jesús y luego ahorcarse?
¿Y las emociones de Pedro al cortarle la oreja a aquel soldado que quería arrestar a Jesús?

Como podemos ver en el estudio muchos de los versículos hablan de los personajes de la Biblia inclusive Jesús que sintieron emociones bastante fuertes, algunas dañinas y otras que forman parte de la vida, la muerte de un ser querido, la tristeza por algo que nos falta… etc.

Pero no solo en la Biblia encontramos grandes personajes  sintiendo emociones, sino que en nuestro diario vivir también los hay:

*¿Qué emociones sintió la gente al escuchar al Rey de España decirle a Chávez ¿porque no te callas!!?

*Cada uno experimento de manera distinta el pasado terremoto de 8.8grados en Chile, ¿que emoción sentimos en ese momento?

*O en el reciente matrimonio del Príncipe de Inglaterra… ¿Qué emoción causo en ti?



Cuán importante es tener el dominio propio que Dios nos da, controlar nuestras emociones no es tarea fácil ni se da de un día para otro, Pero en Cristo somos más que vencedores, y esto nos debe bastar para dar la batalla a nuestra mente y emociones y decir “¡NO MAS!”, Atemos nuestros pensamientos a los pensamientos de Cristo y veremos un cambio radical en nuestras vidas.

Proverbios 25:28 “Como ciudad sin defensa y sin murallas es quien no sabe dominarse”
2 Timoteo 1:7   "Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, amor y de       dominio propio"
Lee el siguente testimonio, de una joven que en un momento de su vida, las emociones la consumieron por completo, pero con la ayuda de Dios, pudo salir adelante, con Dominio propio y mucha Fe...

Hoy mi amiga me a sorprendido diciéndome que escribiera para ustedes (12/04/2011), mi primera reacción fue decir no, pensé que era hablar directamente a otros, luego me dijo, esto,  solo debes escribir, y conteste que sisiisi¡¡¡. Pero la verdad esto no es fácil, como hablar de emociones? Si la verdad éstas se sienten, se viven, se reviven,  son tantas cosas, tantas palabras que pudiera relatarles, pero la verdad debo ser breve y directa de tal manera que puedan entender mi vida, situación y proceso, no puedo sino empezar dando gracias a Dios, de estar viva, de ser libre y consciente de cuanto valgo, yo, mi hijo y mi familia, que a pesar de la pobreza de  espiritu de un hombre, existen otros y ángeles en el camino de uno, hoy mi vida depende de Dios y solo es gracias a  Dios, él es el primero.

Emociones? Como definir ese concepto.. cuando lo conocí  (a mi ex) creí que se me había pasado el tren, era joven y me emocioné al ver a un hombre un poco mayor que yo, me deslumbró su fuerza, su lucha, su garra, luego pololeamos, pero desde un principio me sentía vacía, pero creí que él era el indicado, luego comenzamos a vivir juntos, me sentía aun mas vacía, sola, terriblemente sola, abandonada y ahí comenzó todo, mi soledad era absoluta, en extremo, pero  como ya había tomado una decisión y soy de quien toma una decisión aunque no me guste, la sigo y lucho por ello, pero fallé, y esto ustedes deben darse cuenta que darle un padre a un hijo, no es simplemente la palabra, debe ser un hombre integro y que te haga bien y por sobre todo a tu hijo bien…y estas cosas yo, mejor dicho nosotros no las teníamos, y como me basé en decisiones y que dirían los demás, erre y erre muy feo…pero cabe destacar que se puede salir adelante, hoy han pasado ya 5 años desde mi lucha, desde mi gran proceso, conozco mucho luego de lo que viví, podría dar clases del tema, pero aun así, sin Dios nada soy¡

Hoy he aprendido a escucharme, a ser sensitiva, hoy confió en mis instintos, emociones, veo más allá y por sobre todo atenta a lo que mi hijo piensa y espera de algo, su opinión es mil veces importante, más que antes….quien soy hoy? Soy otra persona, completamente distinta a la mujer peleadora que fui, luego fui sumisa, triste, sin ganas de nada, hoy ya no lo soy, ahora estoy  muy lejos de eso…hoy soy nueva, renovada, y la verdad es cierto esto, que lo que no te mata te fortalece…también he aprendido que aunque haya querido que alguien no existiera, se y tengo la convicción y más que eso, se que Dios es nuestro abogado y juez, y que todo se paga en esta vida y no en otra, por eso, debemos dejar nuestras cargas en sus manos. Dejar nuestras penas, emociones y sentimientos malos que alguna vez tuvimos, en sus manos y ser libres, dejarlos atrás, porque siendo libres, podemos crecer, avanzar y estar con gente que si esta en nuestra sintonía, que vibra en el mismo sentido que el nuestro…que ve y que siente como nosotros¡ es fundamental este sentir, dado que así mi hijo pudo ser libre, feliz..y hoy somos una nueva familia, firme, fuerte, resistente…y en esencial completamente nuevos¡

Aprendí a vivir con fe, y a saber que quienes te desean lo peor, tienen que soportar que te ocurra LO MEJOR!!!, pero sin dejar de confiar en el Señor. Insisto en esto, porque pase por muchas cosa feas, horribles, tormentosas, dolorosas, tremendas, de caer al holló a lo más bajo del dolor, pero aun así salí a flote…pero no sola, sino con mi Señor.

Por eso es importante escucharse, creerse, ser sensitiva, Dios nos dio este don de saber y sentir más allá que solo ver, bueno También son importantes lo actos, pues uno enamorada se pone menos objetivo, por lo tanto, hay que creer en nuestros instinos, sueños y por sobre todo encomendarse en las manos de Dios, tener fe, en que las cosas mejoran y cambian, pero los cambios comienzas desde uno, sintiéndose, escuchándose, y liberando emociones. Que mejor que ser libre?
Puntos a considerar nuestros sentidos, nuestro yo interno…
 Viví tantas cosas que para adaptarme al medio, debí olvidar lo que paso el día anterior… hoy que ya soy libre, recuerdo sin problemas, pero para poder seguir, vivir y avanzar debía dejar atrás el día anterior, Dios dice que debemos preocuparnos de hoy, y eso es bueno, pero dado mi dolor, yo olvidaba…creo que así sobreviví, porque así me siento, una sobreviviente… todo mi yo se organizo de tal manera de sobrevivir.. dada mi vida comencé a pensar en que luego de salir del hoyo había algo mas, comencé a ahorrar, y a pensar en que un día las cosas mejorarían y así fue… recuerdo y nunca nunca fui feliz, nunca por ningún momento, todo era mal, feo…se me caía el pelo, no reía, andaba fea, no irradiaba nada, comía mal, todo todo mal…hoy? Hoy la cosas son tan distintas…que me dicen tiene buena mano tu pareja? Que pareja¡? Eso es solo paz interior que hoy encontré…el escucharme… y saber controlar mis emociones,

Sigo recordando, era tan sometida que no podía o mejor dicho no tenía ni permiso para relacionarme, no podía ir a la feria o hablar con el conserje, lo tenía completamente bloqueado, no tenía permiso para nada, no podía hablar, ni lo mas mínimo llevar a mi hijo al médico, cosas básicas las tenia privadas,  es más me hacían las compras, dado que no tenía permiso para relacionarme, esto no debe suceder, esto no es bueno…deben ver mas allá?...creo que mi experiencia debe servir a otras mujeres y evaluar en que se parece a mi vivencia y decir basta, cortar o dejar de repetir formatos que no corresponden, que no están de acuerdos al plan de Dios….

El impulso que me guiaba era mi hijo, sobrevivir y no perder la fe en Dios.. todo eso sirve..me guio y finalmente me libero…
 Pase momentos de contestar, de querer cambiar las cosas, de llanto y finalmente de sumisión, quedé seca, perdí mi espíritu, me perdí, perdí quien era…era la forma de sobrevivir, pero nadie absolutamente nadie te debe borrar, nadie te debe quitar quien eres, dejé de sentir, deje de querer, deje de tener ganas de todo y de todos, pero hoy¡? Recuperé quien soy y exponencialmente. Luego de escapar también pase por muy variados procesos, pero lo  importante es el hoy, el presente.

Yo vivía atemorizada, el miedo me paralizaba, pero aprendí y vi mas allá,  y mi vida cambio cuando decidí controlar mis emociones y entregarselas a Dios.
V.S

"Este es un testimonio de una amiga la cual fue brutalmente maltratada tanto psicológicamente como fisicamente, fue anulada como mujer, sin duda el tomar la desición de decir "no más" es dificil, pero cuando nos damos cuenta de que nuestras emociones pueden ser controladas a través del dominio propio que Dios nos dá, podemos tener un nuevo comienzo en la vida, una nueva oportunidad de vivir como Cristo quiere que vivamos."



 


Este y muchos temas relacionados podemos impartirlo en su iglesia, ministerio o grupo local. Ponte en contacto con nosotros. Estaremos encantados de ministrar, dar consejería y ser aporte para la edificación de las vidas de muchas personas. E-Mail: mescam@ovi.com; rm.salesca@hotmail.com

4 comentarios:

  1. Muy bueno, me ayudó espiritualmente. Gracias!!

    ResponderEliminar
  2. Que buen tema, ¿porque no se habla de esto en mi Iglesia? deseo muchas bendiciones para ti, que el Señor te siga usando como lo ha hecho hasta ahora.

    ResponderEliminar
  3. me ayudo mucho! muchas gracias! Dios les bendiga!!

    ResponderEliminar
  4. GRACIAS POR TU INTERES DE HACER PUBLICO ESTE MENSAJE, ES DE MUCHA AYUDA PARA LAS PERSONAS QUE NECESITAMOS ORIENTACION EN CUANTO AL DOMINIO PROPIO, QUE DIOS TE BENDIGA

    ResponderEliminar